11 de febrero de 2016

El lobo: historia, toponimia y su previsto retorno

Lobo

Estamos en el periodo Paleolítico. Los hombres y los lobos, todos habitantes del hemisferio norte terrestre, son cazadores. Los hombres son también recolectores. Es un buen momento para los cazadores. Los herbívoros abundan tanto que hay de sobra para todos. Los hombres y los lobos se ignoran, cada uno ocupado en sus asuntos y sin tener interferencias mutuas. Ambas especies, aunque sus miembros no lo saben, están destinadas a supervivir cuando los tiempos sean peores. Su destino es favorable porque los dos son capaces de cazar todo tipo de animales y de hacerlo de forma colaborativa, es decir, formando grupos de cazadores que aúnan sus fuerzas para conseguir más fácilmente el objetivo final. Miles de años más tarde los hombres aprenderán a poner nombre a las cosas y entonces, para aplicársela a ellos mismos y a los lobos, inventarán la palabra sociedad.

El tiempo ha pasado. Ha terminado el Paleolítico y entramos en el Neolítico. Tras la última glaciación muchas especies herbívoras han sucumbido y ya no hay tantos animales de este tipo. Las cosas ya no son tan fáciles para los cazadores. El hombre, no obstante, ha seguido evolucionando. De ser nómada ha pasado a ser sedentario. Aunque puede y sabe cazar, su sustento  ahora viene de la agricultura y la ganadería. Ha conseguido domesticar perros, cabras, ovejas, caballos, cerdos y otras especies. Ahora necesita espacios libres para el cultivo de especies vegetales para su propio consumo y el de su cabaña ganadera. Este factor, junto con el imparable crecimiento humano producto de su continua evolución, consigue que los bosques se reduzcan de tamaño.

A los lobos no les ha ido tan bien. No han evolucionado. Siguen siendo maestros entre los depredadores. El problema es que no hay demasiada caza y encima los hombres disminuyen su hábitat. Por lo tanto no queda más remedio que cazar a los animales que cuidan los humanos. Inevitablemente comienza la guerra entre hombres y lobos. El que no evolucione acabará por desaparecer.

Estamos ya en la actualidad. A los lobos no les podía ir bien en esa guerra, pero ellos nunca han sido conscientes. Tras luchar durante aproximadamente diez mil años, están en las últimas. Lo único que les puede salvar es que el hombre ha seguido evolucionando y, aquí y allá, surgen voces que claman para que se tomen medidas que eviten la extinción del lobo en el planeta tierra, lo cual contribuiría a empeorar el porvenir del mismo. La evolución ha hecho que los humanos puedan acabar con los lobos en pocos meses, pero también que empiecen a comprender el error que de hacerlo cometerían.

Lobo
Lobo
Los cuatro párrafos anteriores resumen la historia de la convivencia entre hombres y lobos. Es en los últimos años cuando hay cierta conciencia de salvar al lobo. Centrándonos en España, hasta 1970 en que entro en vigor una nueva Ley de Caza, el lobo ibérico era considerado una alimaña. Estuvo al borde de la extinción, la cual fue prácticamente completa por debajo del Río Duero. Por encima era más abundante aunque en sus peores momentos, más o menos en el año citado, existían únicamente varios centenares de ejemplares.

Pocos ejemplos hay mejores que nuestra zona de tradición ganadera, particularmente de la ovina. Desde tiempos inmemoriales nuestros antepasados se han dedicado a esta actividad, siendo la misma esencial, aún hoy, en la economía serrana. La guerra contra los lobos terminó hace años pero quedan sentimientos de aversión a los mismos, casi atávicos, en gran parte de nuestra población. Es muy lógico. El que está en primera línea de la batalla sabe lo que es vivir la misma intensamente. Los lobos causaron muchos daños y durante miles de años se les combatió a muerte.

No está claro cuando desapareció el último lobo serrano. Es fácil leer que sobre 1910 se exterminó la especie en la Serranía de Cuenca y en el Alto Tajo y que 1945 se abatió el último lobo en la Sierra de Albarracín. Un lobo, sin embargo, causó estragos en rebaños de Villar del Humo y Campillos Paravientos (ambos en Cuenca) en 1962. Lo que es seguro que en 1970 ya no había lobos en estas tierras.

Las medidas tomadas desde la ley citada, tanto a nivel estatal como desde las distintas Autonomías, han conseguido que el lobo haya progresado en cierta medida. Los estudios más pesimistas hablan de la existencia de unos 550 ejemplares en todo el país. Los más optimistas cifran en 2500 esa cantidad.

Y es que el lobo es difícil de ver, de seguir y, por lo tanto, de controlar. Bien lo sabían nuestros pastores, acostumbrados a sus ataques en estas tierras, y también a los que se producían durante la trashumancia, tanto en el camino, que entre ida y vuelta duraba casi dos meses, como en la propia estancia en sus tierras de acogida (normalmente para nuestros ganados en las provincias de Jaén, Córdoba o Ciudad Real).

La defensa contra los lobos se basaba en los perros mastines, los más capaces de enfrentar con éxito a estos depredadores. Ayudados por su gran cabeza, su boca y por la carrancla o carlanca, collar de pinchos dispuesto en el cuello, luchaban cara a cara con ellos. El lobo siempre va a morder en el cuello. La carrancla ayudaba mucho en la batalla, hiriéndole desde el principio. Por su parte, el pastor siempre tenía dispuesto un fuego. Tanto las llamas como las ascuas y tizones a medio arder ayudan a que el lobo huya.

Manada de lobos
Manada de lobos
Poco a poco el lobo está retornando a regiones en las que fue exterminado. Es seguro que en la provincia de Guadalajara hay al menos dos manadas y probablemente tres, puede que alguna más. Han sido vistos ejemplares aislados en bastantes ocasiones a lo largo de los últimos años en la Sierra de Molina, en la Serranía de Cuenca y cerca de Albarracín. No parece fácil que haya manadas instaladas en nuestra zona pero, sin duda, si el hombre sigue poniendo facilidades, aunque sean escasas, lo tendremos de vuelta en pocos años. Que el retorno sea o no feliz dependerá fundamentalmente de las Administraciones Públicas. Son las que tienen que disponer medidas que contenten a todas las partes implicadas. A los habitantes de una zona como la nuestra ya es bastante con pedirles buena disposición y que comprendan que no sufrirán perjuicios, sino más bien todo lo contrario. Las mentalidades poco a poco van cambiando y no cabe duda que conseguirlo será hoy más fácil que cuando se mató al último lobo serrano.

En las escasas zonas del hemisferio boreal en las que el hombre siguió viviendo de la caza tras el Paleolítico (sobre todo en América del Norte) no existe especial aversión al lobo. Por sí solo, esto demuestra que la historia relatada al principio es cierta. Sin embargo, es un animal, odiado o no, nada ajeno a nuestra cultura. De hecho, dondequiera que alguna vez haya habido lobos, éste es el depredador más presente en ritos, relatos y leyendas.

En nuestra toponimia, como no podría ser de otra manera, abundan los términos lobunos. En la zona PuraSierra encontramos hasta 52. Incluyen palabras simples derivadas del sustantivo inicial (Lobo, Loba o Lobos), relativas al mismo o a su guarida (Lobero, Lobera, Loberas o Loberuela), que hablan de su abundancia (Lobosa), combinadas con otra palabra (Cantalobos, Valdelobos o Peñaloba) o muy curiosas (Lobao). En la siguiente tabla podemos ver todas ellas con indicación de sus municipios de pertenencia y, de ser de interés, algún comentario aparte:

Topónimo
Municipio / Comentario
Arroyo De Fuente Mora (Arroyo Del Barranco Del Lobo)
Tejadillos y Zafrilla
Longitud: 3,48 kms.
Tributario del Río Zafrilla, el cual desemboca en el Río Cabriel
Arroyo De Las Loberas
Cañizares
Longitud: 2,91 kms.
Afluente del Río Guadiela
Arroyo Del Barranco De Los Lobos
Cuenca y Mariana
Longitud: 6,10 kms.
Afluente del Río Júcar
Arroyo Del Barranco Del Lobo
Cuenca
Longitud: 1,00 kms.
Tributario del Arroyo De Valquemado, el cual desemboca en el Río Escabas
Arroyo Del Barranco Del Lobo
Cuenca
Longitud: 0,75 kms.
Tributario del Arroyo Del Barranco De La Molatilla, el cual desemboca en el Río Tajo
Arroyo Del Barranco Del Lobo
Albarracín
Longitud: 1,80 kms.
Afluente del Río Cabriel
Arroyo Del Barranco Del Lobo (Arroyo Del Barranco Del Moro, Arroyo Del Barranco De La Vuelta Morón)
Villar Del Cobo y Albarracín
Longitud: 3,13 kms.
Afluente del Río Guadalaviar (Río Turia)
Arroyo Del Barranco Del Lobo (Arroyo Del Vallejo Azagador De Los Lobos)
Cañete
Longitud: 1,72 kms.
Tributario del Río Tejadillos, afluente éste del Río Mayor Del Molinillo (Río Henarrubia), el cual desemboca en el Río Cabriel
Arroyo Del Vallejo De La Lobera
Palomera
Longitud: 1,39 kms.
Tributario del Arroyo De La Rambla, afluente éste del Río Huécar, el cual desemboca en el Río Júcar
Arroyo Del Vallejo Del Lobo
Cuenca y La Cierva
Longitud: 2,86 kms.
Tributario de la  Rambla Del Mogo, afluente ésta de la Rambla Seca, la cual desemboca en el Río Guadazaón
Barranco De La Lobera
Beamud y Cuenca
Barranco De Los Lobos
Cuenca y Mariana
Barranco Del Lobo
Tejadillos y Zafrilla
Barranco Del Lobo
Cañete
Barranco Del Lobo
Albarracín
Barranco Del Lobo
Beamud
Barranco Del Lobo
Cuenca
Barranco Del Lobo
Cuenca
Barranco Del Lobo (Barranco Del Moro, Barranco De La Vuelta Morón)
Villar Del Cobo y Albarracín
Cabeza Lobosa
Priego
Camino De Las Loberas
Cañizares
Cañada Del Criadero De Los Lobos
Cuenca
Ceja De La Loberuela
Santa María Del Val
Cerro De Cantalobos
Cañizares
Cerro Loba
Orea
Cerro Lobero
Cueva Del Hierro
Collado De La Lobera
Tejadillos
Collado De La Lobera
Checa
Covachilla Del Lobo
Fuertescusa
Fuente Del Lobo
Valdemeca
Fuente Del Lobo
Lagunaseca
Fuente De La Loba
Beteta
Hoya Del Lobo
Castillejo-Sierra
La Lobera
Valdemoro De La Sierra
La Loberuela
Santa María Del Val

Loberuela es una palabra muy interesante. José Saíz Valero la define en su excelente trabajo Toponimia de los pueblos del Cabriel como refugio de lobos. Da nombre a una aldea de Camporrobles, municipio valenciano de la vecina comarca de Utiel-Requena.
Las Loberas
Cañizares
Loma De Los Lobos
Cuenca
Pajar De La Loba (Pajar De La Tía Loba)
Huélamo
Peña De La Lobera
Alcoroches
Peña De Los Lobos
Cueva Del Hierro
Peñaloba (Cerro Estado)
Albendea
Peñas De Lobao
Masegosa

Joaquín Esteban Cava, coordinador de la magnífica Revista Mansiegona, publicó en su número 3, de octubre de 2008, un gran artículo, titulado Peñas de Lobao: ¿Peñas de Lobetum?, sobre la etimología de este paraje
Prado De La Lobera
Peralejos De Las Truchas
Punta Lobera (Cerro De La Lobera)
Villar Del Cobo
Rambla De La Lobera
Beamud y Cuenca
Longitud: 2,47 kms.
Afluente del Río Júcar
Rincón De Los Lobos
Cuenca
Rincón De Valdelobos
Moscardón
Rincón Lobero
Tragacete
Tinada De La Lobera
Cuenca
Vallejo De La Lobera
Palomera
Vallejo Del Lobo
Cuenca y La Cierva
Yacimiento Fósil De La Lobera
Villar Del Cobo

A continuación pueden observarse en el visor de Google Earth la ubicación exacta de todos estos lugares (recordad la importancia de la tecla Shift en la navegación):


Visualizador de ficheros KML (Google Earth)

El carismático Félix Rodríguez de la Fuente luchó contra la extinción del lobo ibérico. Fue en su época de máximo esplendor cuando la especie tocó sus mínimos y comenzó la lenta remontada. La Fundación que lleva su nombre salvaguarda su legado. Esperemos que el mismo perdure y puedan oírse los aullidos nocturnos del lobo allí donde siempre estuvo.

Lobo y luna

PuraSierra. Todos los derechos reservados © 2015

25 comentarios :

  1. Como he puesto en la página de SOS Patrimonio Conquense, donde he compartido este artículo, para mí hablar del lobo es hablar de Félix Rodríguez de la Fuente. Aún recuerdo sus documentales defendiéndolo y luchando contra su extinción, que grabé con la tecnología del momento, lo mismo que otros muchos capítulos suyos.
    Gracias por este artículo.

    ResponderEliminar
  2. En mis extensas caminatas, a lo largo de la Serrania, pero mas concretamente por la zona de Poyatos, siempre imagino un encuentro con el Canis Lupus Signatus. Me encantaría toparme con ellos, o aunque sea, observarlos desde la distancia. Sería la cúspide de las aspiraciones en esta serranía. Sin ser experto, particularmente pienso que en no muchos años volveremos a oir los aullidos de magnífico "amigo Lobo“

    ResponderEliminar
  3. Creo que este es un tema sobre el que hay que reflexionar muy seriamente. Nuestras tierras fueron repobladas a partir del S. XII (Conquista de Cuenca en 1177) Los repobladores fueron esencialmente pastores y agricultores. Hasta el primer cuarto del S. XX existieron los lobos en nuestra zona y fue el enemigo esencial de nuestra economía de subsistencia. Fueron pues, necesarios 700 para conseguir erradicar al lobo, en una lucha secular., Ejemplo de la importancia que a esa lucha le dieron nuestros antepasados es precisamente la extraordinaria cantidad de topónimos existentes referente al lobo. Parece que tras esos 700 años de lucha, ahora basta medio siglo para deshacer lo hecho y ello es una clara muestra del empobrecimiento, económico y social de nuestra sierra. Para mantener una especie en un entorno es necesario facilitarle su supervivencia y ello implica imponer una serie de servidumbres a grandes extensiones de tierra. El resultado parece muy hermoso pero veamos lo que pasa en Africa con esta política. Según estudios que tienen que ver con el mantenimiento de un coto de caza, la relación idónea para el mantenimiento de un ciervo es de 1 Ha. por cada res. Si un ciervo necesita 1 Ha de pasto, en función de su tamaño y peso, un ñu necesitará 1,5 Ha. una cebra 2 Ha. una jirafa 3 Ha. un búfalo 5 Ha y un elefante 10 Ha. Todo ello se ha preservado en Africa, pero teniendo en cuenta que esas Ha de terreno deben serlo de tierra fértil, no de zonas desérticas en las faldas del Kilimanjaro, el Kenia o el Rubenzoori. Esas tierras se han visto preservadas para el mantenimiento de esos animales y, hay que decirlo también, para que cazadores multimillonarios de todo el planeta vayan a cazarlos, pero mientras tanto ¡Ay!, los subsaharianos vienen en pateras a morirse en las playas de Europa. Me pregunto: ¿Si tan buena es la reintroducción del lobo en nuestras tierras, porqué no se reintroduce el oso y, porqué no también el madroño en el Retiro o la Casa de Campo de Madrid?. Conste que no estoy en contra de la reintroducción del lobo, aunque a juzgar por este escrito pueda parecer lo contrario, sino a que a costa de ella se vea nuestra tierra y mis gentes, sujetos a unas nuevas servidumbres que los empobrezcan aún más, servidumbres que ellos ni han pedido ni se les han consultado. Se que no es políticamente correcto lo que digo, pero quiero expresar libremente las muy serias dudas que me atenazan desde hace años respecto a este tema y reclamo una reflexión igual de seria antes de pronunciase sobre la bondad de un hecho que parece definitivamente consumado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos
      Son tantas las barbaridades que expresas que no se bien bien, por donde empezar a rebatírtelas....
      - Primero y que me duele a la vista es tu palabra REINTRODUCCION....Amigo Alfonso, aquí NO se reintroduce nada, ya que no se liberan lobos intencionadamente, sino que es el propio lobo EL QUE RECOLONIZA ESPACIOS DONDE HA HABITADO TODA SU VIDA.

      - Segundo: Los 700 años de lucha que tú hablas....para mi son 700 años de exterminio de una especie, de persecución, de aniquilación y de masacre a una especie singular de nuestra fauna y co-habitante de nuestros montes. Que puede generar más o menos controversia o problemas, pero no por ello que deba ser erradicado. Si pensáramos así, TODO LO QUE MOLESTA LO ELIMINAMOS, pronto acabamos con la especie humana....

      - Tercero: a tu afirmación "ahora basta medio siglo para deshacer lo hecho y ello es una clara muestra del empobrecimiento, económico y social de nuestra sierra" Leyendo frases como esta, en la que justificas el emprobrecimiento económico y social de una zona rural con la aparición del Lobo.....madre mía lo que hay que oír!! Amigo Alfonso, la recuperación de especies en peligro de extinción, de un enriquecimiento de la biodiversidad en una zona y sobretodo de un cambio en la mentalidad y en el desarrollo que puede dar una especie como esa (sino que se lo pregunten por ejemplo a las buenas gentes de la Sierra de la Culebra) es la mayor riqueza a la que puede aspirar un medio rural ya de por sí hundido y olvidado.
      Un lobo en armonía con el entorno y sus habitantes y que genere riqueza y recursos económicos y sobretodo una buena armonía con Ganaderos que se vean ayudados y respaldados por una administración que quiere el buen desarrollo ganadero sin perder un ápice de riqueza en la biodiversidad de sus montes. (tristemente esto último es lo más difícil de conseguir). Y es en lo que más empeño tenemos que poner.....porque tarde o temprano el lobo volverá y recolonizará su espacio, nos guste o no.

      Imponer nuestra superioridad como raza dominante y en lo alto de la cadena trófica.....es volver a los oscuros mundos de la junta de extinción de alimañas y de la España negra, pobre y retrógrada.

      Aprendamos a convivir y sobretodo valoremos esta especie como se merece.
      Y si realmente somos la raza evolucionada y sabia....pongamos sobre la mesa medidas para la conservación, recuperación y desarrollo no sólo del lobo, sino de las zonas rurales en las que vivimos, al menos yo.

      un saludo

      Eliminar
    2. Alfonso Calle, no entiendo la relación entre pobreza de los habitantes de reservas africanas y la existencia de parques de fauna; difícil ver una relación directa valorándola en términos económicos.

      Sobre el escrito, me ha parecido muy interesante, únicamente me ha faltado la relación del lobo con la caza, y más en concreto con cazadores, en la actualidad. Creo que es una de las claves, y por desgracia en muchos casos, uno de los opositores a la expansión del lobo. No por la caza directa del lobo tanto como por ser un competidor directo en la caza mayor.

      Eliminar
    3. Hubo una guerra contra el lobo. Prefiero llamarlo guerra, aunque en la misma, en general, el lobo no mataba al hombre, pero sí a su ganado. Alfonso, centrándose en nuestra zona, dice que duró 700 años. Podríamos hablar, en forma más general, de 10000 años.

      Olvidar que en nuestras Sierras la gente sufrió mucho debido a los lobos es obviar una parte muy importante del problema, ahora que muchos pensamos que el lobo no debe desaparecer e incluso retornar a la tierra en la estuvo durante milenios. No tener en cuenta que muchísimos habitantes y descendientes de las mismas sienten aversión extrema, casi genética, hacia los lobos, es no resolver el problema.

      No es una aversión gratuita, sino casi atávica. El lobo crea conflictos por varios motivos. Como alguien ha dicho antes, entre otros está que compite con los cazadores humanos por las mismas presas. Pero el más importante es el que afecta a la ganadería. Siempre lo ha sido. Y esta fue, es y posiblemente será una zona netamente ganadera. Sólo faltaría que, con lo que costó eliminar al lobo, y con las penurias que ha arrastrado esta tierra toda la vida, ahora no pueda hacerse nada ante un problema que revive 100 años después. Ése es el pensamiento imperante, creo, en cualquier parte en la que se hable del retorno del lobo.

      Mi opinión, ya lo he dicho en el artículo, es que a los habitantes de la zona, ganaderos o no, no se les puede pedir nada, aparte de que asuman las razones para su vuelta y cumplan las leyes. Es más, deben tener claro que van a ser beneficiados por ese retorno. Para que esto se consiga deben trabajar las Administraciones Públicas. Yo sé que esto es un problema porque, aparte de trabajo, que ya les cuesta mucho, se requiere imaginación, y de eso si que andan realmente escasas. Y, por si alguien piensa lo contrario, no me estoy precisamente refiriendo a los trabajadores de las mismas, sino a los dirigentes.

      Dice Drakis que el lobo volverá, queramos o no. Pueda que sea así, pero que se quede en un sitio depende de los habitantes de la zona. Como estos no quieran, el lobo no se quedará. Por lo que me he documentado, las cosas no están muy bien para el lobo casi en ninguna parte de España. De hecho ya hay estudios que vuelven a hablar de retroceso y decenas de noticias nada favorables. Basta leer las previsiones muy optimistas de hace veinte años para ver que no se han cumplido.

      Creo que esto es un hecho. Y la razón es clara. El hombre, no tanto como hace cien años pero mucho más de lo que se piensa, sigue acabando con el lobo. Y yo no creo que sea sólo por temas cinegéticos. Es porque las Administraciones Públicas no están haciendo bien su trabajo.

      Eliminar
    4. Bueno, volvamos aquí que es donde realmente se dialoga con argumentos.....a mis palabras donde digo que el lobo volverá queramos o no...y me refiero al triángulo serrano (alto tajo, serranía de cuenca y Albarracin) me gustaría citar textualmente al Dr. en Biología Juan Carlos Blanco que dice:
      El hábitat óptimo para el lobo en España debe presentar fundamentalmente tres características:
      - Que aporte protección contra el hombre (Una densa cobertura vegetal y una escasa densidad de población, unos 10 hab./km2)

      - Que disponga de suficiente alimento (densas poblaciones de corzo y jabalí, así como la presencia de ganado doméstico que el lobo consume sobretodo en forma de carroña.

      - Que no propicie conflictos entre lobos y los intereses humanos (la caza mayor no representa un recurso particularmente importante y el ganado no se maneja en régimen extensivo."

      Curiosamente el ámbito geográfico del que hablamos cumple sobradamente con los requisitos, es más, añadiría que los dos primeros sobretodo, son más optimos que los óptimos del lobo (excesiva cobertura arbórea y más ahora con el abandono cada vez más del monte y sobretodo una abundancia de presas, no solo corzo o jabalí, sino ciervo, gamos, cabra, etc....)

      De ahí fundamento mi afirmación de que el lobo volverá, básicamente porque encuentra el hábitat perfecto para poder vivir.
      También comenta Juan Carlos Blanco, que la actitud del hombre hacia el lobo es quizás la más importante de las características, bien es cierto, que si no se quiere en una zona determinada y se le persigue y acosa, acabará por abandonar esa zona.
      Y voy a acabar con una nueva cita, que para mi es la clave..y que Juan Carlos hace especial incapié y es un poco mi opinión personal también cuando dice:

      "...En la mitad septentrional de España, el lobo no necesita una protección estricta, aunque sí podría mejorarse de forma notable su gestión. El manejo RACIONAL y TRANSPARENTE de la especie, que precisa un esfuerzo REAL para controlar la caza ilegal, exige el pago rápido de indemnizaciones a los ganaderos; esta medida además de modificar la actitud del mundo rural hacia el lobo, confiere a las administraciones para perseguir a los infractores. Cualquier plan de gestión del lobo ha de ser flexible y tener en cuenta a los SECTORES AFECTADOS. Dado que el lobo SIEMPRE será una especie conflictiva, son necesarias campañas periódicas de sensibilización que aseguren la existencia de una opinión pública dispuesta a aceptar los gastos que conlleva su conservación...."

      Se puede decir más alto.....pero no más claro...

      Por cierto, en Castilla la Mancha el lobo se encuentra En Peligro de Extinción según el Catálogo Regional de Especies Amenazadas, Decreto 33/1998 de 5 de mayo
      (sin existir un plan de recuperación)

      saludos

      Eliminar
    5. Amigo Drakis, estoy completamente de acuerdo con lo que dices. Sin embargo, tengo que hacer un par de precisiones.

      La primera es sobre la vuelta del lobo. No cabe duda de que, efectivamente, llegará. Como bien dices, el hábitat que encontrará en nuestro maravilloso triángulo mágico es idóneo. Pero insisto, para que perdure, la población humana de la zona tiene que permitirlo.

      Esto conecta con la segunda precisión. También lo dices muy claro. La gran responsabilidad es de las Administraciones Públicas. Pero éstas no pueden partir de pensar que de repente todos los habitantes de una zona eminentemente ganadera van a aplaudir que vuelva el lobo. Es engañarse pensar que el retorno no va a suscitar aversión (por no decir odio) en determinada gente, y también es engañarse pensar que esa aversión es ilógica porque no lo es (por todos los motivos ya explicados). Por lo tanto como las AAPP no gestionen adecuadamente el tema, el lobo volverá pero para ser expulsado o exterminado de nuevo. Tienen que poner en marcha todas las cosas que citas y creo que algunas más (relacionadas con el desarrollo de zonas rurales, deprimidas, deshabitadas, etc.).

      Eliminar
    6. De acuerdo totalmente. Y una cuestión muy importante: La poca actividad que queda en las sierras es la ganadería...y esta es extensiva. Los ganados no se encierran por la noche. Los ganaderos tendrían que acompañar día y noche al ganado y encerrar a las ovejas en cerrados vigilados. Cualquiera se puede imaginar que el conflicto está servido. Porque el lobo volverá.Y habrá que exigir a la administración compensaciones económicas. Que por lo que sabemos llegan tarde, mal y nunca. Al menos en Castilla y León, que es la referencia que tenemos.

      Eliminar
    7. Un saludo. Sr. Drakis: ¡La Arcadia feliz!. Aquella población de la Grecia antigua donde en armonía con la naturaleza todo era paz y felicidad. "Un lobo en armonía con el entorno y sus habitantes y que genere riqueza...".

      Mal empezamos Sr. Drakis si lo primero que dice Vd. es que digo barbaridades. Mire Vd: En mi escrito he planteado, de principio a fin, mis dudas y una invitación a reflexionar sobre la nueva llegada del lobo a nuestras tierras. Yo me expreso con la libertad de expresión que nos permite nuestro estado constitucional, Vd, parece que lo hace desde la certeza, desde la suficiencia, desde el conocimiento que a mi me falta, aunque no acredita para nada de donde le viene esa pretendida superioridad o mayores conocimientos que los míos, salvo que a mi, como bárbaro, solo se me ocurren barbaridades.

      Según noticias dadas por diarios alcarreños: "En Galve de Sorbes han sufrido más de 50 ataques de lobos en 2002". "Los ataques llevaron a algunos ganaderos a abandonar la ganadería ovina en invirtieron en vacuno, pero también los lobos atacaron a vacas y becerros" explican los ganaderos. A uno de ellos en Campisábalos le desaparecieron en una semana una vaca y un ternero de dos mesas. "Si cada año pierdes 15 o 20 animales es imposible seguir con esto" siguen diciendo los ganaderos. Vaya Vd a Galve de Sorbe y a Campisábalos a explicarles a los ganaderos que el lobo es una fuente de riqueza y de paso vea Vd. como se han enriquecido esas poblaciones.

      En un estudio de 2003, con motivo de las denuncias de ganaderos por la aparición reciente, en 2001, de lobos, estudio que trata de la "Situación actual de los lobos en Castilla-La Mancha dice textualmente: "El lobo es una especie cuya presencia entra en conflicto directo con diversos sectores sociales y de forma muy especial con el sector ganadero. Por ello el objetivo de lograr el asentamiento, observe: lograr el asentamiento, lo que quiere decir que aún no estaban asentados y había que ayudarles a hacerlo. ¿Entiende Vd ahora porqué hablaba yo de reintroducción, o es otra barbaridad mía?, en la provincia de Guadalajara exije, además de su protección. a reintroducirlo, reducir su conflictividad con la actividad ganadera. También por aquellas fechas se planteaba: "De acuerdo con la legislación en materia de conservación de la naturaleza, es preceptiva la elaboración de un plan de recuperación del lobo ibérico en Castilla-LM". Dice textualmente "recuperación del lobo ibérico en Castilla-LM", lo que significa, y lo sabemos todos, que previamente estaba extinguido, por lo tanto no estaba en peligro de extinción sino extinguido. No es ético jugar con las palabras en provecho propio. Y si estaba extinguido en 1920-30 y le facilitan la reaparición en 1970-80, a eso le llamo yo reintroducción.

      Si hubiera leído Vd atentamente lo que dije en mi primer escrito, o si lo hubiera hecho con un mínimo de respeto, habría reparado en que afirmo que no estoy en contra de la presencia del lobo en nuestra tierra sino que estoy en contra de que se haga sin tener en cuenta los intereses de los afectados, que no son otros que los habitantes de la Serranía de Cuenca, Teruel y Guadalajara. Ya ve Vd. Mi intención era que se reflexionara sobre el respeto a los intereses de los ganaderos y parece que a Vd. le importan más los de los lobos. ¡Qué le vamos a hacer!. Por último le ruego que observe Vd si en mi escrito digo en algún momento que dice Vd. barbaridades, y si lo encuentra le ruego que me disculpe ya que mi intención no es faltarle a nadie sino debatir sobre un tema que a mi me parece delicado.

      Por último y como yo invitaba a reflexionar y se me contestó directamente con un insulto, no volveré a intervenir. Es una pena que un blog tan bueno se vea salpicado por formas incorrectas de expresión. Al final mis dudas venían de la mano de esa necesaria armonía entre su presencia y los ganaderos. Yo, se lo aseguro, si tengo que elegir estoy de parte de los ganaderos. Vd. está claramente en su contra y de parte del lobo.

      Eliminar
    8. En cuanto a la duda de "Anónimo" que dice no entender la relación entre pobreza de los habitantes de reserva africanas y la existencia de de fauna, creía que estaba clara. Si los animales que he enumerado necesitan el que menos 1 Ha de tierra fértil para sobrevivir y esas tierras se han reservado para ellos, los humanos no pueden sembrarlas ni recoger cosechas en ellas porque lo tienen prohibido, como consecuencia buen número de ellos pasan hambre y se ven obligados a embarcarse en pateras hacia Europa para sobrevivir. Lo que es lo mismo: Los animales están protegidos mientras que los seres humanos no. Como en todo lo que he expuesto, pienso que, al menos por ahora, son compatibles animales y humanos siempre que las riquezas que aporta la existencia de esos animales, fortunas que se pagan por cazarlo, sirva para compensar la imposibilidad de que el rendimiento del trabajo en esas tierras revierta en los que han sido privados del derecho a sembrarlas.

      Saludos,

      Eliminar
    9. Alfonso Calle, por favor, personajes como el Dr. Drakis no pueden hacer que gente razonable como Vd. deje de intervenir en este foro. Tenga en cuenta que un "intelectual" que es capaz de escribir frases como esta; "Imponer nuestra superioridad como raza dominante y en lo alto de la cadena trófica.....es volver a los oscuros mundos de la junta de extinción de alimañas y de la España negra, pobre y retrógrada". O reflexiones como: " yo también me he pasado años pegando paladas a la hormigonera a diez bajo cero y no por ello tengo el derecho a exterminar al constructor"...pues que quiere que le diga...que en un puchero mete uno la cuchara y sale de "to".

      Eliminar
  4. Un nombre de paraje más para vuestra lista en Valdemeca: la fuente del lobo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese ya estaba en la lista.

      Eliminar
  5. Pues si. Que venga el lobo, caperucita y los siete enanitos.

    ResponderEliminar
  6. Sr. Drakis. Conozco un pastor que con neumonía- le han inyectado los antibióticos en gotero- ha tenido que ir con el vacío todos los días de pastor. Jugandose la vida.Con mil cabezas de ganado apenas si le da para vivir. Teniendo que practicar la trashumancia casi por obligación. Con lo que ello implica: Dejar la familia en casa 6 meses y vivir solo en una finca lejos del hogar. Preguntele que le parece.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sr. Anónimo, opiniones hay a manta.....y la del Pobrecito Pastor es una de ellas (que no por pasar penurias tiene más razón sobre el tema), que yo también me he pasado años pegando paladas a la hormigonera a diez bajo cero y no por ello tengo el derecho a exterminar al constructor.
      Ya lo he dicho antes y lo vuelvo a decir, se puede convivir con el lobo, es más, se ha hecho durante miles de años, y hoy en día hay muchas zonas loberas en España que ya lo hacen y con éxito. Donde los pastores trabajan su ganado y la administración se preocupa por ellos y por la recuperación del Lobo como parte de nuestra naturaleza....y los dos salen ganando. Es más, ganan los cazadores que anualmente pueden cazar lo estipulado, ganan los ganaderos que si reciben ataques se les subvenciona (y muy bien por cierto), ganan los vecinos que ven un turismo en potencia con el mero hecho de ir a ver/fotografiar al lobo y ganan los ecologistas que ven como se puede mantener un ecosistema con todos sus integrantes.....
      Aun recuerdo un video en el que hablaban sobre la problemática lobera en pueblos enclavados en zonas loberas por excelencia y había algún joven pastor que decía que a él la idea de convivir con el lobo no le parecía mal, y que si alguna vez ocurría algún hecho de depredación, la administración le compensaba por ello y arreglados....además de que les subvencionaban la cría de mastines y no se que más cosas....en definitiva, simplemente había que aprender a convivir y sobretodo estar bien regulado por la Administración que es al fin y al cabo la que mejor puede manejar el asunto.

      Así que no victimice con el pobre pastor y sus penurias que no es razón para el exterminio de ninguna especie, la demagogia se la dejamos a los políticos que de ella saben mucho.

      Saludos


      Eliminar
    2. Demagogia la hace Vd. hablando con tan poco respeto de la gente que se gana el pan con su ganado. Victimismo...Vd. que sabe.

      Eliminar
    3. No se dónde ve Ud. la falta de respeto....el victimismo ya lo puso Ud. poniendo al pastor al borde de la muerte, la inaninción, y el desconsuelo por ejercer su trabajo a costa del lobo.....eso, amigo mio, se llama demagogia.
      Pero bueno, yo ya he puesto sobre la mesa mi opinión y no estoy aquí para entrar en dimes y diretes... Cuando Ud. argumente los beneficios o perjuicios del lobo en la sociedad rural actual, entonces hablamos.
      saludos

      Eliminar
  7. Siguendo con el debate que ha surgido, mi opinión es que hay que buscar y mantener un equilibrio entre la naturaleza, el ecologismo, el respeto a la diversidad, y el desarrollo de las actividades humanas. Hay cosas que son incompatibles, no se pueden sembrar tomates en un desierto, quizás tampoco sea conveniente pastorear en las altas sierras donde habita el lobo. No digo introducirlo de forma artificial, pero sí dejarle el espacio que necesite donde ya viva. Tiene el mismo derecho a estar ahí que nosotros. Todos estamos de paso, nada nos pertenece en exclusiva. No soy partidario de talar o quemar bosques para generar pastos, pero tampoco se puede ir contra el desarrolo de la actividad humana. Es como decía al principio, buscar un equilibrio y que cada uno ocupe su lugar. Si acaso hay que proteger o defender alguna de las dos partes, yo me pongo a favor de la más debil, la natualeza, al fin y al cabo la especie mas destructiva e invasora somos los humanos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. http://politica.elpais.com/politica/2014/11/07/actualidad/1415382330_519157.html

      Eliminar
  8. Uno más para la lista: "La Piedra del Lobo" (40.625146, -2.098269) en Valsalobre.
    Cuentan que los lobos no se atrevían a acercarse hacia el pueblo más allá de este punto, de ahí el nombre...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Vicente, por el topónimo, por su historia y por la precisión. Otro que ya no se escapa...

      Eliminar
  9. Aunque tarde me ha parecido muy interesante el artículo y también los comentarios que reflejan unas posturas distantes y incompatibles: ganaderos y conservacionistas. Querría por tanto aportar algunas reflexiones sobre las mismas:
    La ganadería en España está fuertemente subvencionada (según creo recordar) y la ganadería extensiva puede que no fuera rentable de dejarse a la libre competencia (con los EEUU donde hay lobos, o Australia o Argentina, donde nunca los ha habido).
    Entre los objetivos de la PAC (que hay que recordar que no son subvenciones sino una política integral) está la conservación del paisaje y del medio ambiente (http://europa.eu/pol/pdf/flipbook/es/agriculture_es.pdf) por tanto aquellos que cobran por tener ovejas también lo hacen por permitir que vivan los lobos (y el que no los quiera que renuncie a unas subvenciones que la gran mayoría de empresarios españoles no perciben).
    La despoblación de las zonas rurales no se debe a los lobos ni a la falta de políticas de las administraciones, simplemente no pueden soportar tanta carga demográfica y es por eso que su población se mantuvo estable a lo largo de siglos (o milenios) y solo cuando creció por encima de los recursos (siglos XIX y XX) se rompió el equilibrio ecológico con nefastas consecuencias para el medio ambiente (lobos incluidos) y también para el hombre que al final destruyó su fuente de vida.
    La solución por tanto pasa por establecer un nuevo equilibrio ambiental que, tarde o temprano, se dará aunque no sepamos cómo será: despoblación total, mantenimiento de una población mínima, ... porqué la vuelta al máximo poblacional de principios del siglo XX sólo es posible con un cambio de la actividad económica.
    Evidentemente esto són sobretodo hipótesis sin confirmar y por tanto se puede estar de acuerdo con ellas o no.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Xavier, por tu más que interesante contribución. Creo que lo más interesante de la misma es recordar que las subvenciones de la PAC no consisten en dinero que cae del cielo sino que responden a una política agrícola completa, aunque yo diría que va más allá. A veces abstraemos tanto las cosas (y los ganaderos muy en particular) que olvidamos los fundamentos. A ello contibuye en buena medida la, en mi opinión, nefasta política informativa sobre la PAC y, en general, sobre todos los temas europeos. Creo que otro gallo nos cantaría si todos tuvieramos un mínimo conocimiento de este tipo de cosas. Me temo, sin embargo, que a los que mandan les interesa que no sea así. De otra forma no se entiende tanta desinformación.

      Eliminar