La sabina: Clases, usos y toponimia. Sabina monumental de Royuela

Sabina Monumental De Royuela

En PuraSierra ya dedicamos un artículo al enebro, primo hermano de la sabina, en el cual comentamos que habría otro dedicado a esta. Es este el momento de hacerlo.

Poca presentación en nuestra zona, al menos en su forma arbórea, requiere esta planta. Formando parte de un género de especies denominado Juniperus, dos son las especies que encontramos frecuentemente en estas sierras. La primera, mayoritariamente llamada sabina, también denominada sabina albar o trabino, tiene el nombre científico de Juniperus thurifera. Es un árbol conocidísimo y muy extendido en las mismas. La segunda, también abundante aunque no tan conocida, es la sabina rastrera, científicamente denominada Juniperus sabina. Difícilmente supera un metro vertical, por lo que no se califica como árbol.

Contemplar una sabina albar significa estar ante un auténtico fósil viviente. Proveniente de le Era Terciaria, ha llegado hasta nuestros días porque es capaz de prosperar en ambientes en los que no tiene competencia. Pertenece a la misma familia que el ciprés y, al igual que este, suele tener forma triangular. Sus hojas, siempre verdes y con forma romboidal, son también muy parecidas a las de este.

La sabina albar es una especie protegida. Su madera, de veteado rojizo, es muy valorada en ebanistería. Es muy dura y bien trabajada es imputrescible. Aprovechando que, además, su resina es muy aromática y los insectos no atacan a la madera a la que impregna, se ha utilizado mucho para confeccionar muebles, normalmente pequeños. Los postes y vigas hechos de sabina, si provienen de árboles cortados en el momento adecuado (otoño avanzado), siempre han gozado del máximo aprecio. Sin embargo, y afortunadamente para su supervivencia, su madera no sirve para hacer tablones, lo cual impidió su uso en la construcción de barcos.

Sabinas en Cañada Del Hoyo
Sabinas en Cañada Del Hoyo
El olor resinoso tan penetrante y agradable que despide su madera provoca, según la cultura popular, el alejamiento de los insectos. La calificación thurifera de su nombre científico significa productora de incienso. Ese olor perdura durante siglos y delata su presencia, por escasa que la misma sea.

Todas estas características han hecho que históricamente la sabina haya sido talada de forma sobre-excesiva. Aunque en la zona PuraSierra aún se conservan algunos importantes sabinares, bosques caracterizados por amplias separaciones entre sus árboles componentes, hace algunos siglos su extensión era muy superior. En otros lugares de España el resultado final ha sido la aniquilación completa.

Es un árbol de crecimiento muy lento. Puede superar los quinientos años de vida. Soporta perfectamente condiciones climáticas muy extremas de frío, calor y humedad, ante las que la mayoría de especies arbóreas no prosperarían. Prefiere terrenos calizos, los más abundantes en nuestra zona, y se conforma aunque tengan un bajo contenido en nutrientes. Su hábitat se limita a algunas zonas de nuestro país (aunque, sorprendentemente, de cuando en cuando se encuentra en sitios inesperados), los Alpes y las zonas altas del norte de África.

Sabinas en El Cerviñuelo
Sabinas en El Cerviñuelo
Las sabinas albares tienen sexo. Su ciclo de reproducción es bastante complejo pero podemos resumirlo dejando claro que no buscamos la precisión científica. Los ejemplares macho, bastante más abundantes que los otros, producen unas escamas rojizas en las que se forman los granos de polen. En las hembras fructifican unos gálbulos en forma de cono, a veces llamados cucos, los cuales esperan a ser fecundados por el polen masculino. A finales de invierno, y durante muy pocos días, las sabinas macho liberan los billones de células que componen el polen. El aire se encarga de crear un fantástico espectáculo natural al formar y transportar auténticas nubes de polen en busca de la fertilización. No es fácil de contemplar, aunque Andoni Jurado Rodríguez, en su blog Una mirada digital, muestra un magnífico vídeo del proceso en la entrada El sabinar ardiente, el cual también puede verse pinchando aquí.

Pasear por un sabinar entre árboles centenarios es una sensación difícil de describir. Es un sitio en el que se siente la magia alrededor y puedes relajarte completamente mientras respiras ese aire que te transporta a tiempos de leyenda. En nuestra zona tenemos la suerte de contar aún con un puñado de bosques así y debemos luchar por mantenerlos. Nunca como en el caso de la sabina es tan valorable el bello poema de Rabindranath Tagore:

Viajero, escucha:

Yo soy la tabla de tu cuna,
la madera de tu barca,
la superficie de tu mesa,
la puerta de tu casa.

Yo soy el mango de tu herramienta,
el bastón de tu vejez.

Yo soy el fruto que te regala y te nutre,
la sombra bienhechora que te cobija
contra los ardores del estío,
el refugio amable de los pájaros
que alegraron con sus cantos tus horas
y limpian de insectos tus campos

Yo soy la hermosura del paisaje,
el encanto de la huerta,
la señal de la montaña,
el lindero del camino.

Yo soy la leña que te calienta
en los días de invierno,
el perfume que te regala
y embalsama el aire a todas horas,
la salud de tu cuerpo
y la alegría de tu alma.

Por todo esto, viajero que me contemplas,
tú que me plantaste con tu mano
y puedes llamarme hijo,
o que me has contemplado tantas veces,
mírame bien, pero...

No me hagas daño.

En cuanto a la sabina rastrera, se trata de una planta leñosa que crece sobre todo a lo ancho, colonizando amplias extensiones de terreno y formando manchas en el mismo. Estas forman un paisaje usualmente conocido como piel de leopardo. También en la zona PuraSierra tenemos la suerte de tener algunas de las formaciones más importantes de nuestro país. 

Veamos en primer lugar cómo es esta planta. En la siguiente foto puede observarse en primer término una mancha de sabina rastrera:

Sabina rastrera en La Cruceta
Sabina rastrera en La Cruceta
Veamos ahora una amplia piel de leopardo. La única forma de hacerlo bien es mediante una fotografía aérea del terreno:

Piel de leopardo en Villar Del Cobo
Piel de leopardo en Villar Del Cobo
La porción de terreno mostrada ocupa unos 58000 metros cuadrados. Las características de la fotografía hacen que las sombras de los pocos pinos que hay apunten en dirección noroeste (por eso pueden verse triangulitos de color negro). El resto son manchas de sabina rastrera configurando la piel de leopardo.

La sabina rastrera no crece en cualquier terreno. Raramente lo hace por debajo de los 1400 metros. Le gustan las cumbres de las montañas y las altas parameras, mejor aún si es en zona caliza. El terreno de la fotografía anterior, en el término municipal de Villar Del Cobo, está casi a 1600 metros de altura.

A gran altura, como puede observarse en la primera fotografía, realizada en La Cruceta a más de 1800 metros, se asocia con el pino albar. A alturas menos elevadas puede hacerlo con otros tipos de pino, otros árboles o con sus parientes, el enebro y la sabina albar.

En cuanto a la toponimia, y como no podría ser de otra manera dada su importancia, la sabina albar (que no la rastrera) proporciona un buen número de nombres que salpican nuestra zona. Son un total de 82 sabiendo, casi con seguridad, que alguno más habrá que no tenemos en nuestra base de datos. Veamos todos ellos en una tabla, como siempre incluyendo el término municipal de cada uno y, de ser interesante, algún comentario adicional.

Topónimo
Municipio / Comentario
Altos Del Sabinal
Fuertescusa
Arroyo Del Barranco De La Sabina
Cuenca
Longitud: 1,95 kms.
Tributario de la Rambla De La Hontarrá, afluente esta de la Rambla Grande De Monteagudillo, afluente esta del Río Júcar
Arroyo Del Barranco Del Pozo Sabino
Cuenca
Longitud: 3,81 kms.
Tributario del Arroyo Del Barranco Del Pozo De Los Llanos, afluente este del Arroyo Del Barranco Del Navacillo (Arroyo Del Vallejo Del Navacillo), afluente este del Arroyo Del Barranco De Pozo Gallina (Arroyo Del Barranco Del Tío Gallina), afluente este del Arroyo Del Barranco Del Socarrado, afluente este del Río Júcar
Arroyo Del Barranco Del Sabinar
Mariana
Longitud: 0,69 kms.
Tributario del Arroyo De La Hocecilla, afluente este del Río Júcar
Barrancas De La Fuente De La Sabina
Cuenca
Barranco De La Sabina
Cuenca
Barranco Del Cañadizo Del Sabinar
La Cierva
Barranco Del Pozo Sabino
Cuenca
Barranco Del Sabinar
Mariana
Barranco Sabinarejo
Huerta Del Marquesado
Cabeza Sabinosa
Albendea
Calar Del Sabinarejo
Castillejo-Sierra
Cañada Del Sabinar
Tejadillos
Casa De La Sabina
Cuenca
Ceja Del Cerro De La Sabina
Cuenca
Cerro De La Sabina
Cuenca
Cerro De La Sabina
Cuenca
Collado De La Sabinilla
Poyatos
Collado Del Sabinarejo
Cuenca
Coronilla Del Sabinar
Tejadillos
Corral De Sabinosa
Albendea
Dehesa Boyal Y Barranco Del Sabinar
Mariana

Monte De Utilidad Pública Número 24 (Cuenca)
El Sabinal
Vega Del Codorno
El Sabinar
Torres De Albarracín
El Sabinar
El Vallecillo
El Sabinar
Zafrilla
El Sabinar
Tejadillos
El Sabinar
Tejadillos
El Sabinar
Alcoroches
El Sabinar
Checa
El Sabinar
Cuenca
El Sabinar
Vega Del Codorno
El Sabinar
Vega Del Codorno
El Sabinar
Palomera
El Sabinar
Cuenca
El Sabinar
Beteta
El Sabinar Y Otros
La Cierva

Monte De Utilidad Pública Número 4 (Cuenca)
El Sabinarejo
Toril Y Masegoso
El Sabinarejo
Tragacete
El Sabinarejo
Poyatos
Fuente De La Sabina
Albarracín
Fuente De La Sabina
El Vallecillo
Fuente De La Sabina
Valdemorillo De La Sierra
Fuente De La Sabina
Cuenca
Fuente De La Sabina
Peralejos De Las Truchas
Haza Del Sabinar
Buenache De La Sierra
Hoya Del Sabinar
Laguna Del Marquesado
Hoyas Del Sabinar
Tejadillos
La Sabina
Alcantud
La Sabinilla
Laguna Del Marquesado
La Sabinilla
Valdemeca
La Sabinilla
Poyatos
La Sabinosa
Griegos
Loma De La Sabina
Cuenca
Loma De Sabinares
Cuenca
Loma Del Cerro De La Sabina
Cuenca
Loma Del Sabinar
Checa
Los Sabinarejos
Cuenca
Majadillas Del Sabinar
Tejadillos
Manantial Del Trabino (Fuente De La Redonda, Fuente Del Regajo) (Con Gamellones)
Las Majadas

Topónimo en discusión. Trabino se refiere posiblemente a sabina (son sinónimos)
Parideras Del Sabinar
Alcoroches
Pozo Sabino
Cuenca

Es un lagunillo
Puntal De La Sabina
Cuenca
Puntal De La Sabina
Vega Del Codorno
Puntal Del Sabinar
Checa
Sabinar
Megina
Sabinar
Lagunaseca
Sabinar De La Cañada (El Sabinar)
Tejadillos
Sabinar De La Nava
Valdemoro De La Sierra
Sabinar De La Osera
Las Majadas
Sabinar Del Barbero
Huerta Del Marquesado
Sabinar Del Prado
Cuenca
Sabinar Quemado
Valdemoro De La Sierra
Sabinarejo
Las Majadas
Sabinarejo
Peralejos De Las Truchas
Sabinarejos
Chequilla
Sabinares
Cuenca
Sabinares
Lagunaseca
Sabinarraso
Campillos Sierra
Sabinilla
Poyatos
Solana Del Sabinar
Checa
Tormo Sabinarejo
Las Majadas

Con respecto al Manantial Del Trabino, hay que decir que es único topónimo de los referenciados que no deriva directamente de la palabra sabina. Trabino, como se dijo al principio, es sinónimo de sabina. Puesto que esta palabra no es muy usada por estos lares y el Diccionario de la lengua española no incluye la misma (solo habla de trabina, fruto de la sabina), tenemos la duda de que el topónimo esté bien incluido en esta lista. Por otro lado, tenemos otros dos topónimos, completamente diferentes, para nombrar la misma fuente. Tal vez alguien conocedor de la misma podría decirnos si hay algún error.

Utilizaremos ahora el visor de Google Earth para ver la ubicación exacta de todos los topónimos enumerados. Pulsando aquí se abrirá en ventana aparte.

Hay muchas sabinas en la zona PuraSierra con nombre propio. Suelen ser ejemplares de gran porte, destacados en altura, en anchura o en longevidad. No hemos incluido en la lista anterior ni una sola de ellas. Entendemos que valdrá más la pena verlas en otro artículo específicamente dedicado a las mismas. Sin embargo, a modo de anticipo y como conclusión, veamos un par de fotografías de la Sabina Monumental De Royuela, con una altura superior a doce metros y un diámetro mayor de cuatro, situada muy cerca de esa querida población:

Sabina Monumental De Royuela (vista completa)
Sabina Monumental De Royuela (vista completa)
Sabina Monumental De Royuela (copa)
Sabina Monumental De Royuela (copa)
PuraSierra. Todos los derechos reservados © 2018

Pulsa este botón si quieres este artículo en formato PDF
Pulsa este botón si quieres una suscripción gratuita a PuraSierra

9 comentarios :

  1. Hola. Me encantan los enebros y las sabinas. Los conocía de Albalate de las Nogueras, pero ahí sólo puedo ver ejemplares sueltos. Por eso cuando fuimos de excursión con los chicos del insti donde doy clase al sabinar de Tierra Muerta me quedé extasiada de los ejemplares que allí había.
    Les habíamos contado que los zorzales se encargan de diseminar los frutos de las sabinas al comerlos y luego expulsar en las heces las semillas del interior. Y les dijimos que se fijaran cómo al lado de cada sabina joven siempre había un espino.
    Luego ya en el insti haciéndoles razonar les pregunté en clase a mis alumnos la razón por la que siempre aparecían las sabinas jóvenes al lado de los espinos, y nunca fuera. La razón que me dieron fué que "los zorzales soltaban las semillas al lado de los espinos"....¡vaya zorzales listos!. A ninguno se le ocurrió pensar que sólo habían sobrevivido a los hervíboros las sabinas que estaban al lado de los espinos porque a esas no se acercaban (y eso que llegamos a ver algún ciervo).
    En fin...anécdotas. Muy interesante esta entrada, como todas. Alguna la he compartido en SOS Patrimonio Conquense.
    Saludos. Lourdes

    ResponderEliminar
  2. Interesantísimo el post. Muchas gracias.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. Las sabinas tienen algo especial...me encantan y les tengo mucho cariño. ¡Has hecho un artículo excelente! lleno de información muy valiosa.
    Existe una especie más en nuestra zona, Juniperus phoenicea, que en algunos lugares forma pequeños rodales y que gusta de estar muchas veces junto a nuestras paredes calizas, ya que requiere de algo más de suavidad en las condiciones climáticas. También es un arbusto al que tengo bastante cariño :). ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  4. Un aplauso por este trabajo exhuastivo y que viene a proponer el amor a estos árboles, viejos y queridos.

    ResponderEliminar
  5. Excelente trabajo Jose María. Lo he compartido en mi pagina de faccebok con el siguiente comentario introductorio:
    "Excelente trabajo sobre la sabina y sus clases de un amigo mío de Tragacete que dirige el blog PURA SIERRA .Merece la peno leerlo. En Salvacañete tenemos sabinares por las zonas de La Nogueruela, Fuente de la Sabina, Hoya del Peral y Casas Nuevas y algunos topónimos relacionados con las sabinas como Fuente de la Sabina , referido al rento y a un paraje de la Hoya del Peral, y El Sabinar entre Hoya del Peral y Casas Nuevas.En la posguerra se autorizó el ramoneo de sabinas para dar de comer al ganado en invierno. Cuando ya quedaban sólo los troncos de las ramas se utilizaban para leña de lumbres , estufas y barda para los hornos.Estas ramas de sabina se colocaban encima de las paredes de los corrales para que no entraran alimañas.La sabina era muy utilizada en construcción y todos los corrales de ganado de nuestro pueblo tienen el umbral de la puerta de entrada y la misma puerta hechos de madera de sabina por su gran resistencia. En los tapiales de los muros de las casas aparece también la madera de sabina y se conserva muy bien.Tanto la madera como la leña de sabina son muy olorosas.En la actualidad es una especie protegida y hay lugares en Salvacañete con sabinas centenarias."

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias a ti y a las demás personas que han hecho comentarios tan agradables como estos. Mariano, eres un pozo de ciencia sobre cultura serrana. Siempre tengo la impresión de que tus atinados comentarios y las cosas que escribes en http://mariano-recuerdosyaoranzas.blogspot.com.es/ corresponden a una sabiduría que se perdería irremediablemente si no las contaras. Y no me equivoco mucho...

      Eliminar
  6. Me ha parecido genial el comentario
    Hay algún sitio en la comunidad de Madrid q las pueda ver gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu lectura. En Madrid no hay muchas sabinas pero tienes un curioso sabinar entre Becerril de la Sierra y Navacerrada. Es curioso porque el tipo de suelo (ácido) que hay allí no es el que prefieren estos árboles, mucho más proclives al terreno calizo. Algún ejemplar suelto he visto también en el Parque Regional de la cuenca alta del Manzanares (prácticamente ya en La Pedriza).

      Eliminar
    2. Buenas tardes chicos les quiero preguntar al con respecto a Sabina, es que yo no tenía conocimiento de esta madera en Sabina, me estoy asiendo unos closet con el fondo en Sabina, y mi pregunta es ya terminado el trabajo el ebanista dice que la Sabina no se puede pintar, es cierto eso? Por favor el que me puedas responder😄 gracias

      Eliminar

Los datos proporcionados voluntariamente al hacer un comentario (incluida la dirección IP) son gestionados desde el panel de Blogger y almacenados en los servidores de Google. PuraSierra ofrece más información al respecto en su Política de privacidad y en su Política de cookies.